jueves, 28 de marzo de 2013

El ESCRACHE visto por un antimilitarista del KEM-MOC Bilbao



Antes de que se le pusiera nombre en Argentina allí por 1995, las prácticas de “acompañamiento” y presión a terceros ya fueron usadas por otros muchos grupos con diferentes nominaciones. En los años 50 del siglo pasado el activista Saul Alinsky contaba ya entre sus prácticas de rebeldía contra el sistema con algo parecido al escrache actual, con presión a familiares y vecinos pero siempre de una forma noviolenta. Estamos en 2013 y hoy hay leyes escritas y no escritas que penalizan el acoso, los insultos y hasta el acompañamiento, pero a los activistas nunca nos ha dado miedo estar al borde de la legalidad, es más, muchas veces hemos caído en ella para obtener beneficios por la represión que íbamos a sufrir, por ejemplo, aumentar nuestro colchón social. Esta práctica efectuada por la PAH tienen múltiples ventajas y algún que otro inconveniente, y para que estos últimos sean los menos, voy a proponer una serie de puntos basados en la experiencia desobediente que desde hace más de 25 años ha llevado mi grupo.

1.- En todo escrache habrá que evitar la presencia de “infiltrados” que no respondan a la táctica de noviolencia que ha de ser la marca de fábrica de estas acciones. Cualquier lanzamiento de objetos, cualquier insulto subido de tono puede magnificarse y convertirse en titular en cualquier informativo. De ahí a la presencia de escoltas no va a haber nada. Este control de infiltrados no es fácil de hacer pero el grupo de presión no ha de ser muy amplio y todo el mundo tiene que conocer a todo el mundo, y ante todo y sobre todo hay que conocer al que pierde los estribos con facilidad para colocarle lejos del riesgo, creo que se entiende.

2.- Antes de llegar a la concentración delante del portal y en la esfera privada del escrachado sería conveniente una labor informativa en el entorno, en las tiendas y comercios de la zona. Presionar a terceros sin las debidas precauciones, sobre todo a familiares, puede desembocar en rechazo y en pérdida de apoyo.

3.- Ahora podemos llevar a los periodistas en el bolso (antes había que llamarlos y esperar a que vinieran), en forma de teléfono móvil, minicámara o cualquier otro medio para no perder ni un fotograma, así que en todo grupo de escrache tiene que haber no una sino varias cámaras que den fe de lo que allí ocurre. Ellos también nos estarán grabando así que habrá que cuidar las formas, los sonidos y hasta las consignas.

4.- Hablando de consignas, hay que estrujarse el cerebro para dar con la que sea “titular” ese mismo día o al día siguiente, la que acabe repetida hasta por la gente de la calle.

5.- Dos componentes son imprescindibles en cualquier Acción Directa Noviolenta ADN: el humor y no caer en la rutina. Como ya apuntaba Alinsky en los puntos 6 y 7 de sus reglas para desobedientes radicales, la gente que haga escrache se lo tiene que pasar bien y cada acción tiene que ser diferente de la otra para no caer en la rutina.

6.- Como dice Alinsky en su punto 5, hay que hacer caer al presionado en el ridículo porque será algo de lo que es difícil levantarse, por ejemplo, que se queje amargamente de sentirse acosado y a punto de psiquiatra cuando lo único que le ocurre es que tiene una pancarta delante de la ventana de su habitación.

7.- Esto es una carrera de fondo. El escrache puede ser una táctica pero no la única. Hay otras muchas con la categoría ADN que pueden hacer y que deben hacer la presión irresistible. En este link hay 198 a elegir.

8.- No habría que entrar en desmentidos o en trifulcas con la prensa visual, oral o escrita. Lo hecho, hecho está y no hay que dar más explicaciones que las que justifiquen nuestra actitud frente a la situación.

Hasta aquí lo que se me ocurre a vuela pluma. Abajo os dejo las 13 reglas de Alinsky y el link para bajaros un librito muy potente sobre acciones desobedientes. 

Los comentarios son lo más rico de los blogs así que nada de cortarse. Juntos podemos mejorar cualquier táctica, seguro.


Las 13 reglas de Alinsky para desobedientes radicales. LINK de descarga Libro de 206 páginas con licencia Creative Commons.

1.- “El poder no es sólo el poder que tienes, sino el que el enemigo piensa que tienes.” Si tu organización es pequeña, oculta tus números en la oscuridad y arma barullo, para que todo el mundo crea que tienes más seguidores de los que tienes.

2.- “No vayas nunca fuera de la experiencia de tu gente. Cuando una acción o táctica está fuera de la experiencia de tu gente, el resultado es la confusión, el miedo, la amenaza y el colapso de la comunicación“

3.- “Siempre que sea posible, sal fuera de las experiencia del enemigo”. Busca formas de aumentar la inseguridad, la ansiedad y la incertidumbre.

4.- “Haz que el enemigo esté a la altura de su propio libro de reglas”. Puedes matarlos con esto, ya que ellos no son capaces de obedecer sus propias normas, de la misma forma que la iglesia cristiana no puede estar a la altura del cristianismo.

5.- “El ridículo es el arma más potente del hombre”. Es casi imposible contraatacarlo. También enfurece a nuestros oponentes, que entonces reaccionan de forma ventajosa para nosotros.

6.- “Una Buena táctica es aquella que divierte a la gente”. “Si tu gente no se lo está pasando muy bien, hay algo que falla en tu táctica”.

7.- “Una táctica que arrastras demasiado tiempo, se convierte en una carga pesada”. El hombre puede sostener el interés de la militancia en cualquier asunto sólo durante un tiempo limitado.

8.- “Mantened la presión”, con diferentes tácticas y acciones, y utilizad todos los hechos que pueden ocurrir dentro del período [del ataque] para vuestro propósito”.

9.- “La amenaza es usualmente más aterradora que la cosa con que amenazamos en sí”

10.- “La principal premisa para la táctica es el desarrollo de operaciones que mantengan una presión constante sobre nuestros oponentes. Es esta presión incierta la que produce las reacciones de la oposición que es esencial para el éxito de la campaña”

11.- “Si presionas dura y profundamente el tiempo suficiente, el resultado tendrá un resultado inverso. Cada positivo tiene su negativo”.

12.- “El precio de un ataque exitoso es una alternativa constructiva”. “Evita ser atrapado por un oponente o un entrevistador que dice: Eso está bien, pero ¿y tú que harías?”

13.- “Elegid el objetivo, fijadlo, asociadlo a una persona, y llevadlo al extremo”. En las tácticas de conflicto hay ciertas reglas que (debería tenerse en cuenta) son universales. Una de ellas es que la oposición debe ser aislada y fijada. “Cualquier objetivo puede decir siempre “¿por qué te centras en mi cuando existen otros a quienes echar la culpa también? Cuando “fijas un objetivo” tienes que descartar estos argumentos. Después, cuando has aislado y congelado el objetivo y llevas a cabo tu ataque, todos los “otros” salen del armario muy pronto. Se hacen visibles por medio del apoyo que hacen de este objetivo. Uno actúa de forma decisiva sólo en la convicción de que todos los ángeles están en un lado y todos los diablos del otro.

¡Vaya prisa que se han dado! Veremos qué dicen los juristas.

5 comentarios:

Iñaki Murua dijo...

Y yo que te preguntaba qué es escrach mientras miraba tu cabellera rizada, jojo.

Completo manual de instrucciones, Mikel aunque a saber el recorrido que tiene a la vista de las amenazas.

Pero igual te lo copian hasta los cobradores de deudas varios que andaban por ahí.

asieram dijo...

Muy buena aportación, aunque creo que la PAH ya está teniendo bastante en cuenta las formas noviolentas. Es alucinante el discurso que la PAH está teniendo frente al escrache, no entran a trapo si situan el debate una y otra vez. Para mi, la PAH cada vez es mas referente en la Revolución Noviolenta. Los carritos que el SAT se llevó del Mercadona, Rodea el Congreso, el Escrache, esto está tomando forma.

Gracias Mikel

Mikel Ortiz de Etxebarria dijo...

Iñaki: es una estrategia que ahora tiene nombre pero que siempre se ha usado contra el poder, de una forma u otra. ¿Sabes que en USA las estrategias de Alinsky las ha usado el Tea Party? Glub!

Asiertxo: Sí, he leído la hoja que dan a los que participan en el escrache pero sabes tú tan bien como yo que a veces los infiltrados los tenemos en nuestro propio movimiento, esos que pierden los estribos en una situación de tensión. Algo se está moviendo pero hace falta más imaginación y más masa crítica, en los dos sentidos de "crítica". Seguiremos trabajando por y para la revolución noviolenta. Eutsi gogor!

Iban Gaztanbide dijo...

"Lo hecho, hecho está y no hay que dar más explicaciones que las que justifiquen nuestra actitud frente a la situación". Me parece una linea muy potente

Mikel Ortiz de Etxebarria dijo...

Iban, muy potente para que te casquen un titular negativo que todos sabemos quiénes están detrás de los medios de comunicación. Ahora tenemos otros medios como estos, con menos difusión pero más libertad.